¿Dónde almacenar las criptomonedas? Carteras y monederos para Bitcoin

¿Dónde almacenar las criptomonedas? Carteras y monederos para Bitcoin

22 enero, 2018 0 Por Alter Consciens

Seguramente ya estás al tanto de que las criptomonedas tienen un futuro prometedor en nuestra vida cotidiana y de que están revolucionando la forma de hacer operaciones y transacciones de bienes o servicios. Pero quizás te estarás preguntando: ¿dónde puedo almacenar mis criptomonedas? ¿Qué monederos utilizo?

Los monederos, carteras o wallets son el lugar destinado a almacenar nuestras criptomonedas. Se puede decir que es el equivalente a una cuenta bancaria, debido a que tendremos una clave pública, que viene siendo como el número de cuenta, y una clave privada, que sería como la contraseña personal.

Como gran ventaja respecto a las cuentas bancarias tradicionales, los monederos de criptomonedas se crean con más facilidad. Además, dependiendo del tipo de cartera que emplees, te dará la oportunidad de ser el único que pueda ejercer control sobre ese dinero.

Debemos recordar que la cadena de bloques (blockchain) es un libro de contabilidad que vincula los saldos a las direcciones de Bitcoin (u otras criptomonedas). Esto significa que realmente lo que almacenan los monederos no son las monedas en sí, sino las claves privadas que dan la autorización para realizar las operaciones sobre las direcciones a las que se asocian.

Técnicamente no es correcto decir «tengo tal cantidad de criptomonedas». Y es que lo único que se tiene son las claves privadas capaces de gestionar las direcciones que tienen atribuida X cantidad de criptoactivos en la cadena de bloques. Lo que realmente se registra y confirma en la cadena de bloques son los cambios de propiedad de las cantidades correspondientes entre diferentes direcciones.

Tipos de monederos

1. Monederos online

Son los más utilizados, los de mayor facilidad de uso y los menos seguros. Estos monederos almacenan la clave privada de los usuarios en un servidor controlado por una compañía. Es decir, el usuario no conoce ni tiene la clave privada del monedero y, por tanto, la responsable de resguardar y proteger esa clave privada es la empresa que ofrece el servicio.

Estos monederos online son muy usados por la gran facilidad de empleo y la accesibilidad, pues puedes acceder a ellos desde cualquier lugar y permiten realizar pagos y transferencias con rapidez. En pocas palabras, son ideales para tener una pequeña cantidad y poder operar con rapidez y comodidad, pero no para depositar ahí todos los ahorros.

Este tipo de monederos es el que ofrecen casi todas las casas de cambio o exchanges de criptomonedas, pues cuando se realiza la compra de criptodivisas se depositan de forma automática en un monedero online y luego el usuario puede elegir si traspasarlos a otro o dejarlo ahí.

Algunos ejemplos: Kraken, Bitstamp, Coinbase o Binance.

2. Monederos de escritorio

Estos monederos son aquellos que, en primer lugar, debes descargar e instalar en tu PC. Generalmente, existen versiones para Mac, Linux y Windows de cada uno. Lo importante en estos casos es que no necesitas estar online para poder ver tu saldo. Ahora, para realizar transacciones necesariamente vas a tener que conectarte a Internet. Entre sus ventajas tenemos que son de fácil acceso y por lo general fáciles de entender. Otro punto es que tienden a ser más seguros que los monederos online debido a que el usuario es el único que posee la clave privada y por esa razón tienen menos probabilidad de robo.

Uno de los problemas de este tipo de monederos es que no son portátiles, por lo que básicamente te pueden servir para guardar grandes cantidades de criptomonedas que no vayas a utilizar con mucha frecuencia.

Algunos ejemplos: Exodus, mSIGNAGreen Address, Mycelium, Samourai Electrum.

3. Monederos para smartphone

Se trata de aplicaciones que trabajan como clientes «ligeros», por lo que ocupan unos pocos megas en tus dispositivos. Algunos se pueden sincronizar con clientes web o de escritorio, de tal manera que funcionan como un monedero multiplataforma, en el que varios clientes comparten un mismo fondo de criptomonedas.

Estos clientes para móviles suelen integrar un sistema de verificación de pagos (SVP) simplificado, que descarga una pequeña parte de la cadena de bloques y confía en otros nodos de la red para asegurarse de la veracidad de la información.

Algunos ejemplos: Coinomi, Jaxx.

4. Monederos de papel

Existen dos tipos de carteras frías o cold wallets, en las que mantienes en todo momento tus criptomonedas desconectadas de Internet, por lo que resultan más seguras que las demás. Un tipo de cartera fría son los monederos de papel.

Como su nombre indica, se trata de una hoja de papel donde se imprimen juntas una clave pública y otra privada. Se considera como un tipo de “almacenamiento en frío” (al no entrar en contacto con Internet).

Lo que está impreso en el monedero de papel son las claves, generalmente en forma de código QR. Simplemente puedes copiarlas y pegarlas en un documento de texto e imprimirlas (borrando la copia del archivo después). O puedes usar uno de los servicios web gratuitos que generan el monedero para que lo imprimas. La generación de claves generalmente se realiza en el navegador, desconectado de la red, por lo que nunca se transmiten por Internet. Para estar seguro, debes borrar el historial de tu navegador y la caché de la impresora después de imprimir. Y nunca almacenes una imagen del monedero de papel en el ordenador o el teléfono.

Algunos servicios de monedero de papel tienen un diseño ingenioso que puedes cortar, doblar y plastificar, convirtiéndolos en una forma ligera y relativamente segura de almacenar criptomonedas fuera de línea. Envía tus monedas a la dirección pública que se muestra en la billetera y luego guarda el papel en un lugar seguro.

Algunos ejemplos de páginas donde generar monederos de papel:

Bitaddress y Walletgenerator son generadores de claves y direcciones aleatorias de código abierto que utilizan el motor de JavaScript de tu navegador, por lo que no se envían claves a través de Internet. Al mover el ratón para crear entropía, se crea una secuencia aleatoria con la que se generan las claves. Éstas se mostrarán en la siguiente pantalla, que es la que debes imprimir. Advertencia: investigaciones recientes muestran que el código de Walletgenerator puede ser malicioso, lo que da como resultado la emisión de la misma clave privada a múltiples usuarios. Se recomienda que cualquier persona que haya puesto fondos en una cartera de papel, generada en esa página después del 17 de agosto del 2018, debe usar una nueva dirección para administrar sus fondos.

Mycelium ofrece una forma original y aún más segura de generar monederos de papel, con un dispositivo USB que se conecta directamente a tu impresora. Éste genera una billetera de papel que se imprime automáticamente, sin haber tocado tu computadora.

Paper wallet

Un ejemplo de monedero de papel para Bitcoin.

5. Monederos de hardware

Este tipo de monederos son también conocidos por ser, al igual que el papel, seguros para guardar en frío tus criptomonedas. Como su propio nombre indica, se trata de dispositivos hardware, parecidos a un pendrive, donde se guarda la información de tus cuentas y saldos. Estos dispositivos se adquieren por Internet (comprando siempre al fabricante) y por lo general tienen un precio que ronda los 100 $. Se trata sin duda de la mejor opción para almacenar grandes cantidades de dinero en criptomonedas.

Ejemplos: Ledger Nano STrezor y KeepKey.

Cómo verificar el saldo de tu monedero

Incluso con las carteras frías, puedes verificar tu saldo en cualquier momento utilizando exploradores de la cadena de bloques (escribiendo tu clave pública, nunca la privada, en el cuadro de búsqueda). El explorador de bloques te permite explorar toda la cadena de bloques de la plataforma que estés utilizando, así como explorar cualquier transacción en cualquier bloque que ya haya sido extraído.

Conclusión

Si tienes poco dinero invertido en criptomonedas, elige la opción que más te convenga según tus necesidades. Sin embargo, si estas cantidades resultan importantes, la elección más recomendable y segura será el «almacenamiento en frío», ya sea en monederos de papel o en monederos de hardware, que requieren una pequeña inversión, pero merece la pena a la hora de asegurar nuestros criptoactivos. Y, sobre todo, recuerda que la seguridad de tu dinero depende de ti mismo: para evitar sorpresas inesperadas, jamás compartas tus claves privadas.

¿Te ha parecido útil esta entrada?

¡Haz clic en las estrellas para puntuarla!

Nadie ha votado aún. ¡Sé el primero en hacerlo!

Si te pareció útil la entrada...

¡Síguenos en las redes sociales!

¡Sentimos que el artículo no te resultara útil!

¡Permítenos mejorarla!

Summary
¿Dónde almacenar las criptomonedas? Carteras y monederos para Bitcoin
Article Name
¿Dónde almacenar las criptomonedas? Carteras y monederos para Bitcoin
Description
Una vez que has comprado criptomonedas, ¿dónde conviene guardarlas? ¿Cuáles son las carteras más recomendables para almacenar Bitcoin?
Author
Publisher Name
tuCriptomoneda
Publisher Logo