Diez consejos para mejorar tu seguridad en Internet

Diez consejos para mejorar tu seguridad en Internet

15 febrero, 2019 0 Por Satoshi Labs

No seamos ingenuos: Internet puede ser un lugar tan peligroso como parece. Con el desarrollo diario de nuevas tecnologías e infraestructuras asequibles, Internet se está volviendo más accesible que nunca. En total, más del 55% de la población mundial está en línea, y eso no es un logro pequeño. Hace sólo diez años era menos del 23%. Internet, y específicamente la banda ancha móvil, se ha convertido en la tecnología de más rápido crecimiento. Teniendo en cuenta el número de usuarios de Internet, no hay duda de que necesitas permanecer atento al navegar. El impulso para una mayor privacidad digital se encuentra en pleno auge a medida que aumenta el número de usuarios. No hay un número exacto que especifique la cantidad de tráfico de Internet que se utiliza para fines maliciosos, como robar datos de usuarios, ataques DDOS o propagación de software malicioso y virus, pero las estimaciones varían entre el 1% y el 15%, e incluso ese conservador 1% es un riesgo bastante mayor de lo que consideramos aceptable. Aquí te explicamos cómo mantener la seguridad en línea en la era digital.

1. Mantén limpios tus dispositivos.

Asegúrate siempre de que las actualizaciones de seguridad de tu sistema operativo estén actualizadas, y usa un software de seguridad confiable descargado sólo desde el sitio web del desarrollador original. Crea un programa para ejecutar controles de seguridad y actualizaciones regulares, y verifica de vez en cuando la configuración de tu firewall.

2. Utiliza sólo redes de confianza si es posible.

Recomendamos encarecidamente que no se utilicen redes públicas de wifi en general. Para que las redes públicas estén disponibles, a menudo utilizan una configuración de seguridad mínima. Un extraño con malas intenciones puede acceder fácilmente a tu dispositivo y tus datos a través de dicha red. Te sugerimos que instales y habilites un software de red privada virtual (VPN, por sus siglas en inglés) que cifra tu conexión y evita que alguien pueda acceder a ella. Configura una VPN en tus dispositivos y mantenla activada en todo momento.

3. Ajusta tu configuración de privacidad en línea.

Hay algunos grupos de usuarios en Internet que desean saber lo más posible acerca de ti: tus amigos, comerciantes y hackers. Probablemente prefieras que los dos últimos sepan lo menos posible, pero pueden aprender casi todo sobre ti sólo a través de tus redes sociales o preferencias de navegación. Comienza a usar navegadores que no rastreen tu actividad, como Firefox o Tor. Habilita la configuración de privacidad avanzada en tu Twitter y Facebook para ocultar parte de tu información personal. Activa cualquier configuración de privacidad adicional y mantenla activada.

4. Mantén tu identidad digital privada y profesional.

Este consejo puede proteger tanto tu seguridad digital como tu vida personal. A todos nos encanta compartir nuestras fotos, experiencias y vidas cotidianas con nuestros amigos y seguidores en línea, pero esas publicaciones diarias pueden ser más importantes de lo que piensas. Desde tus cuentas de redes sociales, extraños al azar pueden aprender sobre el estado de tu relación, dónde vives, quiénes son tus amigos y mucho más. Vivimos en una era digital donde cualquier persona puede acceder a toda la información que compartimos, en cualquier momento. Asegúrate de que no haya nada que pueda dañar tu reputación o revelar demasiado sobre ti.

5. No accedas ni descargues datos de sitios web desconocidos o sitios web sin un certificado de seguridad.

Transmitir y descargar contenido de Internet es parte de nuestra vida cotidiana. Hay cientos de miles de sitios web que ofrecen copias pirateadas gratuitas de contenido que generalmente te costará al menos unos pocos dólares. No alentamos la descarga de contenido pirateado y apoyamos plenamente las leyes de derechos de autor, pero no somos tu madre para decirte qué hacer. Asegúrate de que cada vez que accedas a un sitio web, tenga un certificado SSL activo (ícono de candado verde antes del nombre del sitio web), y accede y descarga contenido sólo de sitios web que conozcas. Siempre escucha a tu intuición y lógica cuando accedas a sitios web que ofrecen servicios o productos descargables.

6. Utiliza siempre contraseñas complejas y únicas.

Al crear una contraseña, siempre debes tener en cuenta que lo primero que intentan los hackers es adivinar la contraseña basándose en la información que tienen sobre ti. Evita crear contraseñas en función de tu fecha de nacimiento, nombre, nombre de tu perro o cualquier otra información que pueda estar conectada a ti. Recomendamos encarecidamente utilizar siempre una contraseña generada aleatoriamente y única. Sabemos que deseas una contraseña que sea fácil de recordar, pero existen herramientas para ayudarte. Si eres usuario de Chrome y posees un dispositivo Trezor, te recomendamos que descargues Trezor Password Manager, una herramienta valiosa que se asegurará de que nunca más vuelvas a olvidar tus contraseñas.

Trezor Password Manager te permite almacenar todas tus contraseñas en un entorno seguro y fácil de usar.

7. Usa capas de seguridad adicionales, como la autenticación de dos factores (2FA).

A veces, una contraseña, no importa lo fuerte que sea, simplemente no es suficiente. La autenticación de dos factores, a menudo abreviada como 2FA, es uno de los mejores pasos de seguridad adicionales que puedes usar para asegurarte de que tus cuentas no sean hackeadas. 2FA funciona usando algo que tú conoces (tu contraseña) y algo que tienes (tu teléfono móvil). Cuando intentes iniciar sesión e ingresar tu contraseña, se te solicitará que ingreses una verificación adicional, como un código enviado a tu teléfono o un código generado por una aplicación o un dispositivo de seguridad. Desafortunadamente, no todos los sitios web y servicios tienen habilitado 2FA, pero considera usarlo cuando sea posible. Nuestros dispositivos Trezor están diseñados de manera predeterminada para usar 2FA, pero también pueden servir como dispositivos U2F.

8. Mantén tu punto de acceso personal y Bluetooth desactivados.

Aunque tu punto de acceso personal y Bluetooth no son tan fáciles de hackear como una red inalámbrica pública, también es posible. Los hackers pueden usar tus conexiones inalámbricas para obtener acceso a tu dispositivo. Mantén tu punto de acceso personal protegido con una contraseña compleja y desactiva tu Bluetooth para que sea indetectable. Si ves un dispositivo desconocido que se conecta a tu punto de acceso o Bluetooth, niega o desactiva tu conexión.

9. Descarga archivos adjuntos de correo electrónico sólo de remitentes verificados.

Apostaríamos a que al menos una vez en tu vida un príncipe generoso quiso compartir su riqueza contigo. Las estafas de correo electrónico y los virus constituyen una categoría propia. La mejor manera de evitar la infección a través de un correo electrónico es escuchar a tu intuición y buen juicio. Nunca proporciones ninguno de tus datos, no hagas clic en los enlaces y no descargues archivos adjuntos de remitentes desconocidos. Siempre comprueba que el mensaje provenga de una fuente legítima al verificar si la dirección del remitente coincide con la dirección real. Estate atento a los errores tipográficos y al uso indebido del idioma, ya que es una señal reveladora muy común en un correo electrónico de suplantación de identidad. Al enviar mensajes, cífralos para que sólo pueda acceder a ellos el receptor autorizado. Cuando llegue un correo sospechoso, ten siempre en cuenta que podría tratarse de una estafa.

10. No almacenes tus detalles de pago en línea.

Las compras en línea son increíblemente populares, pero pueden hacerte vulnerable a los piratas informáticos. Cada vez que realizas una compra en línea, corres el riesgo de que te roben tu información de pago. Los ladrones pueden usarla para comprar en línea, retirar efectivo o mover fondos de tu cuenta. No almacenes tus detalles de pago en línea o en forma digital a menos que uses un software diseñado para ese propósito. Recuerda: la conveniencia tiene el coste de tu seguridad en Internet.

La mejor manera de protegerse es mantenerse informado. Sigue el blog de Trezor y suscríbete a nuestro boletín para estar al día sobre las últimas noticias en materia de privacidad, seguridad y criptografía en línea. ¿Tienes consejos de seguridad para compartir? ¿Una historia de advertencia de la que todos podamos aprender? Únete a la comunidad de Trezor y deja un comentario a continuación.


Sobre nosotros

Satoshi Labs es la compañía responsable de algunos de los proyectos más importantes e influyentes que involucran Bitcoin y criptomonedas: principalmente Trezor, la primera billetera de hardware de criptomonedas del mundo, y CoinMap.org, el principal recurso para los lugares que aceptan bitcoins.